Esto es lo que pasa en la semana 21 de embarazo

Mujer en estado de embarazo

Un embarazo parece que pasa muy lento. Cuando entras en el segundo trimestre, donde ya tu cuerpo, en la mayoría de las mujeres, se adapta y deja de “luchar”, estas semanas se viven mejor. Así que hoy vamos a centrarnos en la semana 21 de embarazo. ¿Quieres saber qué pasa?

A continuación te ayudamos a conocer los cambios que vas a notar y cómo estará tu bebé en esos siete días de la semana.

El cuerpo de la embarazada en la semana 21

embarazo apunto de finalizar

Estás en la semana 21 de embarazo, y como ya es habitual, comienzan una serie de cambios y procesos en tu cuerpo

Entre todos los cambios y procesos que podrás notar están:

Sentir mucho a tu bebé

En esta semana la mayoría de embarazadas ya notan los movimientos de su bebé, sobre todo en momentos donde están tumbadas como en la noche.

Empezarás a sentirte mucho mejor

Durante la semana 21 de embarazo notarás que te empiezas a sentir mejor que las semanas anteriores, ya que el organismo se ha adaptado a todos esos cambios hormonales.

Entre otras, seguro que han desaparecido las típicas molestias de todo el primer trimestre y todavía no sientes la pesadez y molestias del final del embarazo. Se dice que es una etapa dulce porque sabes que tu bebé está ahí y tú te sientes pletórica.

Ya se notará la barriga de embarazada

Mujer esperando el nacimiento de su hijo

El útero sigue creciendo, y por lo tanto, el abdomen también lo hace. Esto implica que en la semana 21 de embarazo ya abultará la barriga de embarazada.

En ocasiones, esté crecimiento hace que los músculos del abdomen se separen y se llegue a producir la diástasis de rectos, lo que provocará que aparezca un bulto alargado en el abdomen. No te preocupes.

Seguirán apareciendo estrías

No todo es bueno en el embarazo, y es que vas a ver la aparición de estrías. Esto ocurre porque la piel cada vez se estira más para acomodar el crecimiento del útero.

Las estrías son unas líneas que salen en la piel de diferentes texturas y colores, desde rosadas a marrones dependiendo del color de la piel. Durante el embarazo cada vez son más comunes. A medida que pasan los meses pueden aparecer en la barriga, muslos, nalgas, pechos y caderas.

Si quieres evitarlas tendrás que mantener tu piel muy bien hidratada, aplicando diariamente una crema hidratante sobre ella. También se aconseja un consumo de alimentos ricos en vitaminas A, C y E, pues estás son necesarias para sintetizar el colágeno de nuestra piel.

Puede que el ombligo salga hacia fuera

En la semana 21 de embarazo puede ocurrir que el ombligo se salga hacia afuera, todo esto debido a la gran presión que ejerce el útero al crecer sobre nuestro ombligo.

Después del parto suele volver a su posición original. Así que no te preocupes.

Ecografías y control del embarazo

En la semana 21 de embarazo estás a tiempo de hacerte la ecografía morfológica (si aún no la has hecho). Esto sirve para comprobar que toda la morfología es correcta y no haya ningún problema.

Cómo está el bebé en la semana 21 de embarazo

Embarazada

Supongo que a estas alturas también te estarás preguntando cosas como… ¿Cómo estará mi hijo? ¿Cuánto mide? ¿Cuánto pesa? Pues bien, vamos a resolverte todas esas dudas que tienes.

Qué tamaño tiene

En la semana 21 de embarazo el feto puede llegar a medir entre unos 17 y unos 18 centímetros, y pesará en torno a los 300 gramos.

El sistema digestivo sigue madurando

Su sistema digestivo continúa con su desarrollo.

El feto durante esta semana tiene una gran actividad moviendo todas sus extremidades y deglutiendo el líquido amniótico, que pasa por el estómago y el intestino delgado. Este absorbe parte de ese líquido y el resto pasa al intestino grueso. Este líquido contiene nutrientes muy necesarios para ayudar al desarrollo del bebé, tanto para el sistema digestivo como para el respiratorio.

El desarrollo del intestino grueso y delgado permite absorber cantidades pequeñas de nutrientes del líquido que el feto llega a tragar. Sin embargo, la mayor parte de nutrientes del bebé todavía siguen proviniendo de la placenta.

La médula ósea empieza a producir glóbulos rojos

En la semana 21 de embarazo la médula ósea comienza a producir glóbulos rojos, sustituyendo de forma progresiva la función que realizaba el hígado y el bazo del bebé.

Los genitales se desarrollan

Pues sí, los genitales siguen desarrollándose. En los niños los testículos descienden desde la pelvis al recto, y en las niñas la vagina comienza a tomar forma.

Como ves, cada semana de embarazo es especial y siempre ocurren cosas que te harán ansiar el momento en que veas la carita de tu bebé. Pero recuerda que lo bueno se hace esperar, así que no tengas prisa de que llegue ese momento y disfruta de esta y de las siguientes semanas, porque serán muy especiales.

Ir arriba